Y EL JAZMÍN

02.01.2015 08:50

Y el jazmín callado y quieto en el rincón del jardín, envuelto en su perfume, se acerca a mi corazón y me susurra palabras de ternura, y me llega hasta la sangre a través de la nariz, y me dice:

Acércate y dame el calor de tu presencia, háblame con palabras de alegría que me conforten, porque mi corazón está cansado de dar flores que en ese mundo permanecen sólo un momento, porque aún no hay amor que las mantenga ni las haga cada vez más blancas y limpias.

Acércate y une tu silencio al mío y andemos por las veredas del Tiempo buscando el reflejo del Amanecer.

Cayetano Arroyo. (El lenguaje de la VIDA)

Contacto